Saltar al contenido
Portada » Blog » El jabón sólido natural

El jabón sólido natural

Es un hecho, el jabón sólido natural está de moda, sí, sí, esos jabones que elaboraban nuestras bisabuelas y abuelas. Para el cuidado de la piel del rostro y el cuidado del cuerpo. Y porqué no, si tienes un pelo corto, para el cuidado del cabello.

Cada vez somos más los que nos hemos pasado a este lado del río, un lado donde dejamos atrás los envases de plástico por los que pagamos mucho dinero cuando la mayoría de su contenido es agua y detergente.

La pastilla de jabón sólido

Toda la vida, sobre la jabonera del baño, había una pastilla de jabón para lavar las manos. Esa pastilla, muchas veces, no resultaba ser un jabón muy bueno, normalmente de una conocida marca española, que, cuando un familiar visitaba el norte de España, te traía como regalo.

pastillas de jabón solido natural sobre una mesa con otros artículos de farmacia
Pastillas de jabón

De color verde, color negro, la pastilla de jabón que te regalaban en packs de 3 o 5, con preciosos dibujos en su empaquetado, pero que tampoco resultaban ser demasiado hidratantes, más bien eran resecantes.

Sí que, en el armario de la galería de la cocina, solía haber una pastilla de jabón de losa para lavar a mano, y qué bien dejaba la ropa blanca, y qué bien dejaba las manos. Aquél si resultaba ser un buen jabón, y ese es el jabón que vuelve a estar de moda, el famoso jabón de sosa.

Jabón sólido de sosa cáustica

Tras este nombre, muchos no saben que se esconde un producto superior. Muchos de mis clientes conocen el método con el que pasamos de tener aceite, agua y sosa, a tener un jabón sólido, pero otros muchos no conocen cuál es el proceso por el que se llega a obtener un producto que nos ayuda a lavar.

Y es que, en este proceso químico, pasamos de tener por un lado ácidos grasos, triglicéridos, y por otro Hidróxido de Sodio, a obtener una cantidad específica de jabón y glicerina.

Cuando leemos en las etiquetas la palabra SODIUM HYDROXIDE, estamos leyendo una referencia a uno de los ingredientes antes del proceso de saponificiación. Cuando esta misma palabra no la encontramos en otras etiquetas, no significa que no se haya empleado sosa cáustica y agua para hacer el jabón, sino que en su lugar aparecerá la palabra SODIUM OLIVATE y/o SODIUM COCOATE, que significa: jabón de aceite de oliva y jabón de coco respectivamente, por lo que, en el proceso de su elaboración, se ha utilizado un alcali como la sosa cáustica o la potasa.

Si estamos adquiriendo un jabón de base de glicerina, para ese jabón, no se ha utilizado de forma directa la sosa cáustica, pero sí se ha obtenido la glicerina en un proceso de saponificación anterior, en donde, con al ayuda del hidróxido de sodio o sosa, se ha obtenido glicerina que posteriormente se ha separado del jabón.

¿El jabón sólido natural de sosa es bueno para la piel?

Pues bien, aquí llega el quid de la cuestión. Hacer jabón sólido natural, en principio, no es complicado, lo hace mucha gente, pero no todos los jabones naturales son iguales, cada jabonero tiene su receta y su combinación para ejecutarlo.

Sí es verdad, que hoy en día se puede acceder a calculadoras de saponificación que nos ayudarán a medir la cantidad de agua y sosa para un determinado conjunto de aceites, pero hay que saber combinar todos esos ingredientes para obtener un jabón adecuado que no reseque, que limpie y que no dañe.

Por lo tanto, la respuesta a esta pregunta, yo diría: no todo el jabón de sosa es bueno para la piel, ni es terapéutico.

cuatro piezas de jabon solido natural sobre una mesa con flores secas y mortero
Los jabones de sosa se pueden enriquecer

Hay pieles muy resistentes, un jabón de sosa hecho por mi abuela, con las cantidades medidas a ojo, podría funcionarle bien, pero quizás podría ser demasiado limpiador para una piel más seca y sensible.

Para empezar, yo no usaría aceite de oliva reciclado para un jabón cosmético, tenemos acceso a aceites de oliva de alta calidad por precios asequibles, sobre todo, si contamos que con un litro de aceite de oliva, de precio unos 5€ aproximadamente, podemos elaborar hasta un kilo y medio de jabón, lo que significa, más de un año de jabón para uso personal.

La cantidad de sosa que añadamos a la fórmula debe encontrar su pareja de triglicérido para no quedar libre en el jabón y así, no dañar nuestra dermis en la ducha posteriormente. Por eso, es imprescindible conocer las cantidades y medirlas de forma exacta para obtener un jabón equilibrado y bueno.

Jabón sobreengrasado

Como has podido intuir, tenemos unas grasas o aceites, mantecas vegetales que uniremos a la sosa cáustica preparada con agua y de ahí saldrá un jabón en cuestión de semanas.

Pero hay que enriquecer nuestro jabón solido natural, no puede ser un jabón de losa sin más, no servirá para las pieles delicadas y las pieles secas, existen maneras de hacer que ese jabón sea portador de otros ingredientes que lo conviertan en una pieza única, ultrahidrantante, suavizante de la piel, nutritiva, equilibrante…

Uno de los métodos consiste en el sobreengrasado, se trata de añadir más grasas de las necesarias para que, esta vez sí, queden libres en el jabón artesano, no saponifiquen, permanezcan tal cual en nuestro producto y sean depositadas sobre la piel para su posterior penetración.

Jabones Artesanos Premium

A estas alturas ya sabrás a qué me refiero con este término. Un jabón premium sería aquél, producido por saponificación en frío, para conservar las cualidades de los aceites y esencias intactas. Libres de grasas animales, sólo productos vegetales. Jabones naturales, artesanos y veganos.

Con nutrientes, con propiedades emolientes y humectantes, sin detergentes, que contribuyen a dejar la piel limpia y lucir más bonita al verse más hidratada. Además, estos jabones naturales ayudan a la piel a prepararse para los tratamientos que se vayan a aplicar.

Busca jabones que cumplan lo que prometen, muchos jabones que dicen ser naturales, no lo son, no son artesanos, no curan la piel, no le devuelven la salud. Confía en el artesano que te habla, conoce a la persona que lo fabrica y escucha lo que te tenga que contar.

Nuestros jabones superan los estándares y son más nutritivos y emolientes que la mayoría de jabones del mercado, y por mucho menos de lo que imaginas.

piezas de jabon solido natural colocadas en fila, junto con jarrones de cristal y rosas
Jabones premium jabonissimo

Si necesitas una calculadora para comenzar a crear tus propios jabones te recomendamos la calculadora de mendrulandia.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.